19° etapa. Parque Nacional de Plitvice, Ubdina, Ratonica 16/4/17

Hoy hemos ido al parque nacional de Pletvice.

 

Después de disfrutarlo toda la mañana, hemos comido y hemos seguido la carretera hacia la costa con idea de ver cómo es Croacia, si quedan restos de la guerra.

 

Hemos pasado por un pueblo que se llama Udbina, que hay una iglesia blanca muy curiosa.

 

Y hemos llegado a dormir a un pueblo perdido, al lado de un brazo final del canal Velebitski que empieza en Zadar. Un sitio muy tranquilo y muy bonito.

 

Si quieres ver más fotos, están colgadas en facebook disfruta del viaje. Y nos ha llevado a una reflexión sobre el renacer y el domingo de pascua que puedes leer en reflexiones

 



Para ir al parque hemos madrugado, queríamos llegar pronto ya que nos habían dicho que había mucha gente. Y hemos comprobado que era verdad, miles de personas.

Hemos aparcado en uno de los múltiples parkings que hay, y hemos entrado por la entrada 1, más adelante está la 2.

 

Hemos pagado 110 kunas cada uno (unos 15€ mas o menos). Insistían en que lleváramos el ticket pero nadie nos lo ha pedido.

Imagen de dos lagos conectados por cascadas

 

El parque es impresionante.

 

Son 14 lagos a diferentes alturas unidos unos a otros por diferentes cascadas, lo que hace que sea precioso.

 

Nos ha recordado mucho a las lagunas de Ruidera en Ciudad Real, pero aquí es más grande.

 

 


Imagen de la cascada grande

Primero vas caminando por los lagos pequeños y la cascada grande.

 

Después hay unos barcos y unos trenes internos que te acercan de un lago a otro.

 

Es impresionante, agua por todos los lados, las cascadas pequeñas, las grandes, la naturaleza exhuberante, en pleno renacimiento de la primavera.

 


La única pega que tiene es que hay miles de personas en el parque, y la ventaja es que ésta es una forma de protegerlo y también de verlo más fácilmente. Hemos visto hasta una chica con silla de ruedas.


Hemos tenido suerte con el tiempo, ha estado lloviendo toda la noche y ha parado hacia las 8 y hasta las 14h en que ha vuelto a caer otro chaparrón, pero nos ha tocado en el autobús interno volviendo al parking.


Señales de la guerra, todavía en Croacia

Después de comer en la autocaravana hemos salido hacia el sur, y vamos por una zona cercana a la frontera con Bosnia.

 

Queríamos seguir por la carretera y acercarnos a los pueblos para ver si quedaban señales de la guerra.

 

Nos ha llamado la atención que todavía se ven casas abandonadas y destruidas, posíblemente de serbios o bosnios que vivían en esta zona.


Imagen de un cementerio al lado de la carretera

Hay cementerios al lado de las carreteras, como en cualquier lugar, sin estar protegidos por un muro con cipreses como estamos más acostumbrados a ver.

 

Hemos visto una zona con alambradas y dos tanques a cada lado, con una señal de prohibido fotos, posíblemente zona militar y detrás de las montañas, Bosnia.


Hemos encontrado una pequeña granja con un puesto donde vendían miel y queso. Hemos parado y hemos comprado de los dos.

 

La mujer, que hablaba un poco de italiano nos ha explicado que los animales están en los establos, pero hay pocos después de la guerra, y que Croacia está muy despoblado, son sólo 4 millones.Cuando hemos preguntado un poco más, ha hecho un gesto y muy amablemente nos ha dicho que ya ha pasado mucho desde la guerra y se ha ido.

 

Nos han parecido muy valientes vivir en esa granja, tan alejados de todo. Los campos se ven abandonados, sin sembrar, comidos por la maleza. Dicen que antes había mucha ganadería en esta zona.

 

En la parte cercana a Zagreb está muy poblada, hay pueblos cada pocos kilómetros, y casas por todos los lados, como sin dejar terminar los pueblos. Sin embargo en esta zona está muy despoblado, la frontera está cerca, la gente se marchó y ya no vuelve.


Iglesia catedral de los mártire en Udbina

Hemos llegado por casualidad a un pueblo, Udbina, en el que desde la carretera llama la atención la iglesia catedral, blanca como la nieve.

 

Es totalmente nueva y en la puerta tiene una estatua de Juan Pablo II, y dos fechas 879 y 2010.

 

Mirando después en internet nos hemos enterado que se reconstruyó después de la guerra de independencia de Croacia como homenaje a las personas que murieron en la guerra. De ahí la segunda fecha.


Este pueblo fue un punto importante en la guerra de los balcanes, ya que tenía mayoría serbia y desde el aeropuerto atacaban a croatas y bosnios. Y creemos que era un punto importante para los croatas, ya que, anteriormente, este lugar ya había un monumento que conmemoraba a los muertos en la batalla de Krbava, en 1493, contra los otomanos. Por tanto, fue muy importante para los croatas recuperar ese espacio, y hacer ese monumento en conmemoración de los mártires.

 

Y posiblemente haya otra conmemoración anterior ya que la fecha es 879. Así que nuestra idea es que es un símbolo de la lucha por la independencia de Croacia.

 

Ojalá que todos los muertos a los que se rinde homenaje ayuden desde el otro plano a que haya paz y aprendamos a solucionar los problemas de formas más pacíficas.

 

En el pueblo no hay mas que algunas casas, una plaza y poco más, pero parece que hubo varias iglesias, tanto católicas romanas como ortodoxas que fueron destruidas en la II guerra mundial. Así que esta tierra lleva mucho tiempo sufriendo una guerra tras otra.

 


Hemos seguido camino y hemos subido un puerto y en la bajada hemos visto en varios sitios tuberías impresionantes, parece que para obtener electricidad. Es paisaje carstico y muchos bosques, más rico que en la zona que acabamos de pasar.

 

Sorprende la carretera, que está en muy buen estado y con asfalto preparado para la nieve.

 


Hemos llegado a lo que pensábamos que era un lago, pero es el final de un canal enorme, Velehitski kanal, que hay paralelo al mar, en la parte cercana a Zadar. Hemos encontrado un lugar tranquilo en un pueblo pequeño (Ritonica) y hemos aparcado al lado del agua, en un lugar muy bonito, para pasar la noche. Hoy queremos ir pronto a dormir, ha sido día intenso y estamos cansados.


Coordenadas
En el parking del parque nacional, en Rabovac: 44°54’26,7” /E015°36’43.2”
En el parking para pernoctar N44°10’08.7”/ E015°36’17.9”.
Hemos conducido 125kms. Hemos gastado 9,86€ en aparcar en el parque nacional y 30€ en entrar al parque.


Escribir comentario

Comentarios: 0