82 y 83º etapa. Jurmala, Riga. 17 y 18/06/17

Hoy, después de pasar la mañana de turistas en Jurmala, nos hemos ido a Riga y hemos pasado 2 noches con sus días disfrutando de la ciudad.


Si quieres ver más fotos, están colgadas en la página de facebook disfruta del viaje, en los álbunes de fotos: Riga

Nos levantamos en Jurmala, hoy hemos amanecido nublados, y a mediodía nos vamos a Riga.

 

Vamos al camping de Riga porque queremos hacer colada y también aprovechar con la wifi porque si no, vemos varios sitios camino del camping muy tranquilos como para poder pernoctar.

 

Nos sorprende el camping porque está lleno de autocaravanas, e incluso tenemos que aparcar en la zona de las tiendas de campaña.

 

Nos encontramos con José María Solano, que viaja solo con su perrita y estamos hablando un rato con él. Ha sido muy interesante la conversación y nos ha ayudado mucho la información que nos ha transmitido. Admiramos mucho la valentía para viajar solo.

 

Cogimos las bicis y nos fuimos al centro, ya teníamos un mapa que nos habían dado en Jurmala, pero al principio nos costó mucho centrarnos. Veíamos iglesias y edificios que no conseguíamos encontrar en el mapa. Luego nos dimos de cuenta, hay muchas iglesias y no todas aparecen en el mapa.


Torre del castillo de Riga, está vigilandola normal marcha de la ciudad, al igual que el río.

1. Un poco de historia

Riga es la capital de Letonia. Es famosa por sus adoquinados de mas de 800 años de antiguedad. El centro de la ciudad está incluido en la lista del Patrimonio Mundial de la Unesco.

 

Es la ciudad más grande de los países bálticos. Se encuentra en el golfo de Riga, en la desembocadura del río Daugava, que por cierto, nos sorprendió que pasa por Jurmala, a menos de 100m del mar y no desemboca hasta Riga.

 

Este río ya ha sido utilizado por los vikingos como vía de navegación lo que hizo que fuera una ciudad importante ya a principios de la Edad Media, convirtiéndose en un gran centro comercial en el s.XII. En ese momento sufrió el embite de los cruzados. Estos fueron enviados por el papa Inocencio III para luchar contra los paganos que ya se habían resistido a anteriores intentos de cristianización, y crearon el obispado de Riga. El obispo consiguió bulas papales para que todos los comerciantes alemanes tuvieran que realizar su comercio el báltico a través de Riga, sin embargo a partir de su muerte, Riga cayó bajo la hegemonía germánica durante los siguientes siete siglos.

 

Debido a su situación estratégica ha sido cotizada por todos los países circundantes. Llegó a ser la ciudad más importante de Suecia hasta 1710 en que entra dentro de la Rusia del zar Pedro el Grande y se convirtió en una ciudad portuaria industrializada del imperio ruso hasta la I guerra mundial. En 1918 se convierte en la capital de la República de Letonia, que junto con los otros países bálticos coniguieron su  independendia.

 

Sin embargo, en la II guerra mundial, estuvo bajo el poder alemán que obligó a los judíos a trasladarse a un gueto, y fueron posteriormente asesinados en la masacre de Rumbula. Y después de la guerra perteneció otra vez a Rusia, hasta su nueva independencia en 1991.


2. Paseando por el casco antiguo

Ayuntamiento de Riga en el centro de la plaza del mercado

Como dicen en las guías de Riga, las calles del casco antiguo están empedradas, con 800 años de historia, y no es muy fácil moverse con la bici por ellas.

 

Lo primero que llama la atención cuando la miras desde el río es la torre blanca del castillo. Fue construido por los caballeros de la orden livonia y sirvió como defensa de la ciudad. Actualmente es la residencia del Presidente de Letonia.

 

Enfrente, al lado del río está el muelle de Daugava, lugar de paseo de los habitantes de Riga, y de donde salen los barcos de paseo que circulan por el Daugava. Al lado del río circula una avenida grande por donde también pasan los coches, y a la que miran varias de las calles del casco antiguo.

Casa de los cabezas negras a la derecha, y la de Schwabe a la izquierda. Delante está la estatua de Roldán con una fuente.

Caminando por la avenida que está al lado del río se llega a la plaza del ayuntamiento. Esta plaza ha sido la plaza del mercado al aire libre durante mucho tiempo. En la II guerra mundial quedó totalmente destruida.

 

En un lado de la plaza se encuentra el ayuntamiento, hoy totalmente restaurado. Tiene un carrillón de campanas que tocan una melodía para dar la hora.

 

Enfrente se encuentra la casa de los cabezas negras, construida en el s. XIV. Era el lugar donde se reunían los comerciantes solteros y también el lugar más lujoso y prestigioso de la ciudad. También fue destruida durante la guerra y reconstruida posteriormente como una copia exacta.

Vista de la plaza del ayuntamiento desde el río. A la derecha hay un monumento comunista y está el edificio construido en la época comunista que alberga el museo de la ocupación letona. Al fondo se ve la torre de la iglesia de S. Pedro, luterana, que es una de las más altas de Riga

Los tres hermanos

El casco antiguo son calles que van conectando unas plazas con otras, que no discurren rectas sino, como las calles medievales, realizando redes que se van conectando unas con otras.

 

Por tanto, nosotros decidimos aparcar las bicis y dejarnos llevar. Algunas iglesias y edificios descubrimos cuales eran, otros no.

 

Nos encontramos con los tres hermanos, que son tres casas, cada una de un estilo que están una junto a otros, se les llama así porque dicen que las construyeron tres hermanos cada uno en una época diferente.

 

Nos llamó la atención que encontramos iglesias de diferentes credos, desde católica, luterana, anglicana, ortodoxa.

 

En una de ellas no nos dejaban pasar si llebávamos pantalones cortos, mas vale que el pañuelo que suelo llevar para el cuello me sirvió de falda improvisada. Nos hizo mucha ilusión encontrar una imagen de la virgen de Guadalupe mejicana.

Una de las calles del casco antiguo de la ciudad

Iglesia anglicana de Riga entremedio de calles

Otra plaza de Riga con otra de las iglesias

Plaza del duomo, al lado de la catedral. Como se ve está llena de terrazas y de vida

Interior de la catedral de Riga

La catedral de Riga muestra varios estilos arquitectónicos de todas las épocas en las que ha sido construida y reconstruida. Tiene estructura gótica, y unas vidrieras muy bonitas.

 

Es famoso el órgano de la catedral. Y tuvimos la suerte de que preguntamos en la oficina de turismo por algún evento cultural y nos dijeron que había un concierto de órgano el domingo por la tarde, así que allí fuimos.

 

Nos sorprendió que hubiera 3 precios diferentes según el asiento, 10, 15 y 20€, pero si en ningún sitio se puede ver el órgano y en la iglesia se oye igual, no?. Compramos el más barato, nos sentamos donde nos pareció, nadie nos dijo nada ni nos indicó un lugar. Disfrutamos mucho, era órgano con una soprano.

El casco antiguo de Riga estuvo rodeado de murallas, actualmente solo queda la puerta suiza

Museo de arte de la bolsa de Riga, había una exposición de obras del Prado.

Flores y casas y la parte posterior de la iglesia de S. Pedro en el casco antiguo de Riga

Detalle de la bici con flores adornando las calles

Restaurantes en otra de las plazas del casco antiguo. Muchos de ellos son para turistas, muchas pizzerias y comida internacional, a precios también internacionales.

Queríamos haber cenado algo pero no encontramos nada especial que nos llamara la atención. En las plazas nos pareció demasiado para turistas, aunque al final acabamos tomando unas cervezas con algo para picar.

 

Nos recomendaron un resturante para cenar, el flokklubs, en la calle peldu iela 19. Es un bar que está en un subterraneo y lo potencian, juegan con la oscuridad y con velas para cenar. Muy curioso. Había muchísima gente, nos colocaron en una mesa en medio de todo, con mucho jaleo y estábamos para algo más tranquilo, así que decidimos que no era nuestro momento.

 

En todos los sitios había música, tanto músicos callejeros tocando para conseguir dinero, como músicos contratados por los diferentes restaurantes para conseguir turistas. De vez en cuando también pasaban unos carricoches tirados por pedales en los que iban de 10 a 15 personas, de juerga, con la música a tope o cantando, dando animación a la ciudad.

 

Nos han dicho que la ciudad se ha puesto de moda para despedidas de solteros de ingleses, pero no nos llamó la atención nadie que estuviera pasado. Sí vimos grupos de jóvenes, y en un lugar estaban tirando al arco, pero nada más.

Otro de los atractivos de Riga, el gato negro que está sobre uno de los tejados

Seguimos caminando por el casco antiguo y nos encontramos con otras sorpresas de la ciudad, como el gato negro sobre el tejado de zinc, ay no, que me confundo de película que esa era en París.

 

Y cogimos otra vez las bicis y nos fuimos a la zona del canal y de los jardines que están alrededor


3. En los alrededores del casco antiguo, camino a la libertad

El símbolo de la libertad


Al lado del canal, ya fuera del casco antiguo de la ciudad, se encuentran los jardines de Vermanes, que tienen una extensión de 5has, un gran lugar de ocio y exparcimiento para los habitantes de la ciudad.

 

Nos ha llamado mucho la atención la cantidad de jardines y de espacio con árboles que tiene la ciudad. También encontramos otros jardines enormes al otro lado del río.

 

En medio de estos jardines se encuentra la estatua de la libertad, una mujer con 3 estrellas mirando al cielo. Es el emblema más importante de la independencia de Letonia. Cada hora se realiza un cambio de guardia en su base, pero no llegamos a verlo.

Jardines alrededor del canal

Familia paseando por los jardines, de camino a la ópera

Edificio de la ópera

Durante el paseo por los jardines nos encontramos con el edificio de la ópera. Había un ciclo de ópera en junio que justo acababa ese sábado. LLegamos en el intermedio, y fue muy interesante observar a la gente vestida para la ópera.

 

Menudo nivel maribel.

 

Nos quejábamos que en Donosti la gente se viste para la ópera. Desde ahora creemos que la gente en Donosti va normalita, comparando con lo que vimos por aquí. Mucha elegancia, y glamour. Además como en el intermedio la gente sale a la calle, se puede lucir, y como oscurece tan tarde, hay luz suficientísima para que se les vea.

Catedral ortodoxa de la Natividad de Cristo

Cerca de la estatua de la libertad y en los jardines se encuentra la iglesia de la Natividad de Cristo.

 

Es una iglesia ortodoxa enorme y preciosa, con su característica estampa de las iglesias ortodoxas y las cruces con la barra pequeña en la parte de abajo. No pudimos verla porque estaba cerrada.

 

Seguimos con la bici por la calle y nos encontramos con las casas del art nouveau y del romanticismo. Son casas construidas hace 100 años, y se encuentran en las calles Elizabetes iela y Alberto Iela. 

 

Nos gustaron mucho y nos reconcilió con Riga. Nos habíamos quedado un poco agobiados con tanto turismo.

Casas del estilo art nouveau

Iglesia ortodoxa en medio de las casas de art nouveau

Encontramos también un espacio que nos llamó la atención porque eran unas pirámides, como las del Lourvre, pensamos al principio.

 

No supimos que eran, pensamos que tiene que ver con instalaciones deportivas porque vimos que se había dado cita los juegos mundiales. Nos tocó cruzarnos con algún grupo que llevaba las credenciales.


Jardines con las pirámides y el cartel indicador de los juegos mundiales 2017

También encontramos una casa de la juventud o gastetxe. Estaban celebrando un concierto, había una mujer tocando con una guitarra, y bastante gente tomando algo.

 

Nos gustó verlo. Nos dio la sensación de tocar la vida real de la ciudad.

Casa de la juventud o Gastetxe.


4. El mercado central de Riga

Edificios del mercado central de Riga, al lado del puente

El mercado central está cercano al río, en el segundo puente de Riga, el de hierro. Son como unas antiguas naves, unos hangares, en cada una hay diferentes puestos, en una carnes principalmente, en otra lacteos, ropas etc. También en el exterior hay puestos de fruta y verdura.

 

Es el mercado más grande y completo de todos los que hemos visto hasta ahora.

Nos sorprendió muchísimo la cantidad de puestos de fruta con fresas y cerezas que había,  en algunos de ellos las vendían para hacer mermelada.

 

Nos encantó.

Puesto de fruta con cerezas y fresas en el mercado central

Puestos de verduras en el exterior del mercado central de Riga

Puesto de hierbas y especias en el mercado central de Riga

También nos sorprendió mucho es que había varios puestos como de herboristería, e incluso vimos a una mujer aconsejando a otras sobre alguna hierba, planta o medicamento para tomar.

Puesto de medicamentos naturales en el mercado central de Riga, junto a otro puesto de comida

Como en otros mercados encontramos varios puestos de comida preparada y nos animamos a probar. Tenían diferentes tipos de algo parecido a ensaladilla rusa, de carne, de pescado, de vegetales. Probamos de cuatro tipos, excelentes.

 

Ideas para variar nuestra ensaladilla rusa.

 

Y también probamos otros platos, unas hamburguesas a base de arroz y carne picada, y algo parecido pero envuelto en hoja de col y cocinado con tomate y pimiento. También muy ricos. Pagamos 8€ por todo

 

Para el postre nos fuimos a una cafetería cercana, muy coqueta, y comimos unos postres caseros. Como ya nos pasó en Wroclaw, en Polonia, pagamos más por el postre que por la comida.

 

Nos pierde el dulce, ¿será por la ternura?


Ensaladillas rusas en el puesto de comida del mercado

Postres en la cafetería al lado del mercado

Barrio creativo Spikeri

El barrio creativo Spikeri son unos edificios de ladrillo que se encuentran al lado del mercado. Se les llamá el pequeño Moscu porque aquí empieza la carretra que se dirige a esa capital y estanban instalados comerciantes y aretesanos rusos. Antiguamente eran almacenes y fábricas. Actualmente acogen a diversas organizaciones culturales y organizan diferentes eventos de cine, conciertos de música contemporánea,  también hay tiendas.

 

Esta en la lista de la Unesco como patrimonio de la humanidad.

 

En esta zona también se localizó el gueto judío en la II guerra mundial.

5. Explorando otros caminos de Riga

5.1. El otro lado del río

Estuvimos dando un paseo por el otro lado del río al que está el casco antiguo. También nos gustó mucho.

 

No es monumental, pero también hay edificios que merecen la pena, como alguno del art nouveau, una iglesia ortodoxa pintada en rojo, el edificio de la biblioteca.

 

Y nos hizo tener otra idea de otra Riga, más real.

Imagen de la Riga moderna, el puente sobre el río y las torres de las multinacionales y de la banca Swedbank

Crucero sobre el río. Se ve el edificio de la biblioteca

Iglesia ortodoxa, al otro lado del río


Nos encontramos con otros jardines enormes, con muchos árboles, donde la gente estaba paseando y haciendo deporte. Como ya hemos dicho Riga es una ciudad con muchísimas áreas verdes.

 

Encontramos un monumento a los héroes probablemente, con una columna central con tres estrellas en lo alto, y dos grupos de estatuas en la base.

Monumento a los heroes nacionales


5.2. El barrio detrás del mercado, la parte comunista

Estuvimos dando un paseo también por la parte de detrás del mercado central.

 

Nos llamó la atención un edificio muy alto que se ve al fondo. Esta en la calle Turgeniela iela, y es el primer rascacielos de la ciudad. Tiene 108 me de altura y fue construido en tiempos de Stalin. Los habitantes de Riga le llaman el pastel de cumpleaños de  Stalin

 

Encontramos la iglesia ortodoxa rusa, y allí estuvimos "hablando" con un señor de Riga que nos explicó donde vivían los dirigentes comunistas. Eran unas casas de ladrillo, de lo más comunes. En el comunismo no había las diferencias entre clases que hay en el capitalismo.


Iglesia ortodoxa rusa

Casas de los dirigentes comunistas


Coordenadas

Riga, pernocta. N56°57'23,7"/E024°04'41.8"

Riga City Camping. Instalaciones un poco justas, al lado de unas naves industriales que metían ruido por la noche. 21€/noche. Wifi había que pagar 3€.

 


Escribir comentario

Comentarios: 0