163º etapa. Selva Negra (Triberg, Furtwangen, St Margën, St Peter). 6/09/2017

Hoy ha sido un día muy intenso. Nos hemos levantado en Triberg y lo hemos visitado, y nos hemos acercado a St. Georgen,  hemos seguido a Furtwangen y hemos visitado el museo del tiempo y hemos ido al nacimiento del Danubio. De allí, hemos pasado por el antiguo aserradero y hemos llegado a St Margën, para terminar el día en St. Peter, pero después de dar una pequeña vuelta en la carretera.


Si quieres ver más fotos, están colgadas en la página de facebook disfruta del viaje, en los álbunes de fotos. Triberg, Furtwangen, St Margën, St Peter

1. El paisaje de la Selva Negra

Hoy, lo primero que vamos a hacer es enseñaros algunas fotos de los paisajes que estamos viendo en la Selva Negra. No están en orden, y corresponden a varios días, pero creemos que pueden dar una idea de cómo es.

 

Nosotros venimos de una tierra también montañosa y nos ha recordado en alguna manera. Hay casas perdidas en la montaña, rodeadas de hayas y abetos, con pequeños espacios verdes y alguna huerta. Se ven pequeños pueblos rodeando a una iglesia, y muchos de ellos son turísticos.

 

Hemos visto muchas vacas de leche, marrones y blancas y casi todas sin cuernos. También algunas vacas de carne, de las que tienen cuernos muy grandes y el pelo largo, algún rebaño de cabras y ovejas, y lo que más nos ha llamado la atención han sido llamas. Sí de las de los andes, en Perú.

 

Los caseríos son muy grandes, con unos tejados enormes. Y algunos de ellos tienen todo el tejado cubierto de paneles solares.

Un caserío en medio de un prado al lado del bosque

Una pequeña agrupación de casas al lado del bosque. Una de las casas con paneles solares

Un caserío rodeado de vallas para el ganado

Pequeña ermita en medio del bosque

Caserío encajado entre las curvas de la carretera

Casa con el tejado recubierto de placas solares

Pequeño pueblo en las laderas de una montaña, y con placas solares en el tejado

2. Qué ver y hacer en Triberg

Hoy hemos dormido en un area de autoravanas que era como un garaje, muy raro. Estabamos a oscuras, y la energía era algo diferente que estar al aire libre. No se si será por eso o por qué, pero yo no he dormido muy bien.


Nos hemos levantado pronto, hemos comido un poco de fruta y hemos ido con las bicis a informacion y turismo.

 

De allí hemos visitado la iglesia de la virgen del pino. Es una iglesia barroca que no tiene nada de especial, más que imagenes barrocas, muy típicas católicas. Pero es un centro de peregrinacion mariano desde el año 1600 y pico.

 

Todo empezó porque a una niña se le curó una infeccion de ojo por lavarse con el agua de la fuente y a otra persona se curó la lepra. Como agradecimiento colocaron una imagen de una virgen y empezaron las peregrinaciones.

Torre de la iglesia de la Virgen del Pino

Imagen de la virgen al lado de la iglesia


Después de visitar la iglesia nos hemos acercado hasta las cascadas de Triberg. En información las venden como las más grandes de Alemania.

 

Y hemos vuelto a comprobar que son artistas en vender y en aprovechar lo que tienen. Y esto nos viene muy bien a nosotros, que muchas veces no apreciamos lo que tenemos en casa y lo de fuera siempre es mejor.

 

Pagamos 4,5€ cada uno para poder verlas y las hemos visto bastante más grandes y espectaculares.  Y entraban muchísimos autobuses con turistas. En Fribrugo nos han hablado de otras cascadas que son más espectaculares y menos turísticas en los alrededores.

 

Pero nos reimos mucho porque nos volvimos a encontrar con Julen y Ana, la pareja de la autocaravana Benimar que conocimos en Schillach. Y también con otra pareja de Vic, Cataluña, que también viajan en autocaravana.

 

Se puede hacer varios recorridos por allí, pero el día no estaba muy bueno así que nos fuimos para visitar el pueblo y desayunar.


Cascadas de Triberg

Hemos estado visitando un poco el pueblo, que no es muy grande. Tiene unas casas cuco muy bonitas, y algunas otras con pinturas en las paredes. En muchas tiendas se venden relojes y otros productos de madera tallada.

Casa con dibujos en Triberg

Casa cuco en Triberg. Los muñecos de la pared se están moviendo

Madera tallada en una de las casas de Triberg

Y hemos decidido ir a desayunar una tarta de cerezas, ya que en la guia ponía que las mas tipica estaba en este pueblo.

 

Hemos entrado en una cafeteria en la calle que baja del ayuntamiento, a 20m en la otra acera. Ha sido de risa, porque la camarera nos ha reñido por todo, por sentarnos donde estaba reservado, por mover la mesa, casi hasta por respirar.

 

La tarta estaba muy buena, utilizan bizcocho borracho con licor de cerezas y mucha nata. Estaba bien de azucar, sin ser demasiado, pero al final, hemos acabado saturados. Y nos ha venido muy bien comerla porque el dia se ha liado tanto que la siguiente comida ha sido a las 7 de la tarde.

 

Y otra vez nos ha podido la glotonería. Nos hemos comido la tarta y después hemos pensado hacer la foto. Hoy hemos tenido suerte y nos han dejado hacer la foto a la que quedaba en la cafetería.

La famosa tarta de cerezas de la selva negra. Lo que le da el toque típico es el toque de licor de cerezas (kirsch)

3. Casa del reloj

Despues de desayunar hemos ido a visitar unas casas cuco que habíamos visto al venir hacia el pueblo.

 

Hemos llegado a una casa de ellas justo a las 12 del mediodía y hemos tenido la gran suerte de verla funcionar.


Despues hemos seguido a otra casa, pero nos ha gustado menos, y estaba dedicada a la venta a los turistas. Muchos cucus, muy bonitos, pero precios muy altos, cuatrocientos y pico euros lo de tamaño medio.

Casa reloj-cucu a las doce. El reloj está funcionando y todos los muñecos bailando

En otra casa-cucu, el reloj no funciona, pero es el beso de las 12.30

En Triberg habíamos preguntado si había fiestas por los alrededores y nos han hablado de St. GEORGEN, así que nos hemos ido hasta allí, estaba sólo a 15kms.

 

Cuando hemos llegado hemos visto información sobre un festival de jazz que se estaba celebrando esta semana, pero justo hoy, dia 6, no había ninguno. No nos toca fiestas, nos toca ser formales, por lo que parece.

3. Furtwagen, qué ver

3.1. El museo de los relojes

Seguimos hacia Furtwangen, que era el siguiente pueblo que teníamos previsto. Aqui hemos aparcado en un parking a la entrada del pueblo, hemos pagado 2€, y hemos encontrado el museo de los relojes.

 

Nos ha parecido muy interesante. Cuenta la historia de cómo se ha ido midiendo el tiempo desde los relojes de sol hasta nuestros días.

 

Hay mucha información en alemán, francés e inglés y muchos objetos relacionados con el tiempo, además de hay algún instrumento musical antiguo.

Relojes de pared

Un reloj antiguo, con la maquinaria al aire, al fonde se divisan relojes cuco

El reloj sustituyendo al gallo, para que no tenga que madrugar tanto

Distintos tipos de despertadores, casi de nuestros días.

3.2. Nacimiento del Danubio

Después de visitar el museo dimos una pequeña vuelta por el pueblo que tiene algún edificio bonito. Entramos en la oficina de turismo y nos dijeron que aquí estaba el nacimiento del Danubio, del Donau, como se llama en Alemania.

 

Se nos había olvidado, pero fue genial que nos lo recordara, porque para nosotros es un HITO MUY IMPORTANTE.

 

Hemos estado en la desembocadura, y ahora en el nacimiento. Guauuuuuuu!!!!!!!, y nos lo hemos encontrado en muchos de los países que hemos visitado.

Un brindis por nosotros, por todo lo que hemos recorrido en este viaje, por todas las experiencias que hemos disfrutado y vivido

El nacimiento está a unos 10kms de Furtwagen y se puede llegar en coche ya que hay carretera hasta el restaurante que hay al lado. La carretera es estrecha, no apta para autocaravanas, pero tuvimos suerte porque casi no nos cruzamos con nadie, y cuando lo hicimos fue en los mejores sitios para hacerlo.

 

Estar en el nacimiento ha sido muy especial. Hemos brindado con vino blanco y con agua del danubio.

 

Nos hemos emocionado.

Piedra que marca los 2.888 km de recorrido del Danubio, desde la selva negra hasta Rumania

Hemos estado mirando las fotos que hicimos en la etapa de la desembocadura del Danubio. Qué recuerdos, parece que hace tanto tiempo. Nos hemos mirado en las fotos, estamos iguales?

 

Si te apetece mirarlo, la etapa es la 44. Si quieres pincha aquí.

Nacimiento del Danubio en la selva negra

Desembocadura en el mar negro de uno de los 4 brazos en los que se divide


Es alucinante ver este pequeño manantial de agua y haber visto en lo que se va a convertir, en lo que es.

 

Este pequeño borboteo de agua, en la cantidad de vida que va a alimentar y va a albergar.

 

Cuantas historias alrededor de este río. Cuantas canciones, cuanta vida, cuanta unión y cuanta frontera.

Cormoranes levantando el vuelo en la desembocadura del Danubio

3.3. Hexenlochmühle: Antiguo aserradero

En el nacimiento del Danubio no teníamos buen tiempo, estaba medio lloviendo y estábamos nerviosos por la carretera, así que nos fuimos.

 

Queriamos ir a un viejo aserradero, y habíamos puesto la referencia en el GPS, pero las carreteras parecían complicadas y no nos apetecía mucho lío, así que cambiamos y nos dirigimos hacia el siguiente pueblo, a St Margën.

 

En el camino, de repente hemos visto muchos coches aparcados y nos ha llamado la atención lo que veíamos porque estaba en una foto de la guía de la selva negra. Así que hemos parado y ¡¡¡¡era el molino!!!!. Lo hemos encontrado de casualidad. Qué coincidencia más maravillosa.

Las ruedas del molino del antiguo aserradero, están en funcionamiento y en movimiento con el agua

El  molino está en funcionamiento, se ve como el agua mueve las ruedas. Por dentro, se ve el mecanismo, como las ruedas externas mueven las interiores y cómo estas mueven la sierra.

Mecanismo interior del molino, las ruedas se mueven con el movimiento de las ruedas exteriores que se mueven con el agua

Además lo han montado muy bien para el turismo. Está muy bonito, decorado con flores. En el interior hay un restaurante y varias tiendas para los turistas, desde relojes cucus hasta una tienda de productos de alimentación.

 

Aprovechamos a comprar algo que necesitábamos, como mermelada, pero también vino tinto de la zona, un aguardiente y morcilla, jamón ahumado y una especie de longanizas finas de 3 tipos para probar los productos de la zona.

Molino por delante, con las tiendas para turistas a la derecha. El restaurante está en la parte de atrás

Las chicas de la Selva negra con el típico sombrero de pompones rojos, el resto entra dentro de la imaginación. ¿atracción para turistas?

5. St. Margën

Después de visitar el molino seguimos adelante. Estamos sin comer pero no tenemos hambre con la tarta de cerezas, y tampoco hemos visto un sitio aparente para parar un rato. Y también queremos ver las iglesias de los siguientes dos pueblos y si llegamos  muy tarde tenemos la probabilidad de que estén cerradas.

 

Está lloviendo y somos afortunados porque cuando paramos también deja de llover. Es esa lluvia fina que nosotros llamamos txirimiri, pero con fuerza, de la que cala. Y también de la que queda muy bien con el paisaje de montaña.

 

Vemos pueblos muy bonitos, caseríos típicos, con tejados muy grandes y picudos, pequeñas ermitas. Ya hemos puesto algunas fotos al inicio de este artículo.

LLegamos a St Margën a las 16.16 y aparcamos en un espacio al lado de la iglesia, lo justo para verla.

Iglesia de St Margën

El monumento más importante de la ciudad es el monasterio agustino del siglo XII, aunque ha sido reedificada varias veces debido a su destrucción en varios incendios, la última vez en el s.XVIII en estilo barroco.

 

También estaban en obras y trabajos de restauración, y cuando entramos todavía estaban los andamios. Tiene pinturas muy bonitas, altares recubiertos en oro y nos llamó la atención el ángel con la trompeta que está delante del órgano.


Detalle del altar de la iglesia de St Märgen

Angel con trompeta delante del órgano, en el coro de la iglesia

Pinturas en el techo de la iglesia

St Märgën no sólo es su iglesia, que además es un centro de peregrinación, sino que también es un centro balneario.

 

Nosotros también queríamos visitar el siguiente pueblo St. Peter, así que seguimos sin detenernos demasiado, aunque sí apreciamos la belleza de alguna de sus casas y saludamos al caballo que está delante del Ayuntamiento, y a una imagen muy curiosa en uno de los árboles que rodea al monasterio.

Escultura de un caballo que hay delante del ayuntamiento de St. Märgen

Arbol animado en St. Margën

St. Peter

St. Peter es una pequeña población de la Selva Negra de unos 2.500 habitantes que se desarrolló alrededor del monasterio fundado en el s.XI.

 

La iglesia del Monasterio está en un gran patio donde también se encuentra el ayuntamiento, además de otros edificios. Y desde allí hay unas vistas muy bonitas a todo el valle y el resto del pueblo. En medio hay un árbol impresionante.

 

La iglesia, al igual de la de St Margën también tiene pinturas barrocas en el techo y paredes, muy bonitas. Los altares, barrocos, también están recubiertos de oro, lo que nos llevó a conectarnos con la abundancia y la riqueza. Aunque también nos hizo reflexionar sobre el poder y la fastuosidad de la iglesia.

Entrada a la iglesia de St.Peter

Interior de la iglesia de S.Peter


Frescos del techo en la iglesia de St. Peter

Edificios del patio enfrente de la iglesia. A la derecha está el ayuntamiento con un ajedrez gigante en la puerta.

Enfrente del Ayuntamiento (Rathaus), estaban colocadas las fichas del ajedrez, esperando a que alguien se animara a echarse una partida.

 

Nos hemos encontrado con esta costumbre en varias ciudades de Europa. Posiblemente en St. Peter, las piezas ya habían jugado su partida a media tarde, con el sol. Cuando llegamos nosotros ya estaba atardeciendo y lloviznaba y hacía frío. Apetecía más estar delante de un café o una buena sopa que al aire libre.

Plaza exterior y puerta de acceso al patio de la iglesia y del Ayuntamiento

En St. Peter ofrecen a los turistas la posibilidad de realizar un pequeño recorrido a pie de aproximadamente una hora en el pueblo y los alrededores. Y está bien, porque en cada espacio hay carteles en alemán e inglés informando sobre la historia y peculiaridades de ese lugar en concreto. También vimos la típica concha del camino de Santiago.

 

Nos gustó el pueblo, y el parking donde habíamos dejado la autocaravana nos pareció un sitio tranquilo para dormir. A la mañana siguiente estuvimos un montón de rato hablando y compartiendo delante de un rico chocolate y un pan de ocho que tomamos en una panadería.

 

Aquí entendimos el símbolo que utilizan para el pan en muchas de los países del norte de Europa. Es el símbolo de la familia, o de la unión del hombre y la mujer, o del matrimonio. Nos gustó la idea.

 

También nos contaron que en septiembre se celebran las fiestas de la vendimia, y es típico probar el nuevo vino y comer pastel de cebolla (zwiebelkuchen). Así que compramos un par de porciones y lo comimos en la comida. Muy rico.

Símbolo del pan en la selva negra


Coordenadas:

 

Triberg, (pernocta) N48º0'54.11"/E008º13'42.9",

Area de autocaravana cubierto, en pleno centro de la ciudad, sin servicios, gratuito. Se oye el ruido del rio de fondo. Muy tranquilo


Casa-cuco. N48º11'10.8"/E008º13'53.5"

parking al lado de la carretera, llegamos justo cuando están dando las 12 y lo vemos funcionar, despes vamos a otro cucu, menos bonito

 

St. Georgen paramos porque nos han dicho que hay un festival, es de jazz, y hoy no hay ningún concierto. Nos vamos sin ver el pueblo


Furtwangen N48º02'58.9"/E00º12'32.7"

aparcamos en un camping de pago (2€/3h) y vemos el museo de los relojes, también el pueblo y la iglesia


Nacimiento del Danubio N48º05'44.0"/E008º09'22.7"

aparcamos en el parking del restaurante que está al lado.


Antiguo aserradero. N48º00'32.1"/E008º08'22.7"

parking del aserradero, también es restaurante, sin servicios.


St Margën, N48º00'25.1"/E008º05'29.9"

parking al lado de la iglesia, en un espacio no muy apto para autocaravanas. Hemos entrado, visto, hacer fotos y salir.

St Peter (pernocta). N48º00'58.8"E008º02'06.2"

Parking en un jardin en la parte de atrás del pueblo, sin servicios. Gratuito. Muy tranquillo.

 

Nos hemos desplazado 101 kms


Escribir comentario

Comentarios: 0