Agarra cada oportunidad para disfrutar

Hemos estado viendo una película en el cine. Es una comedia francesa, "sobre ruedas" .

 

Nos hemos reído mucho, ese era el objetivo de la película, pero además, nos quedamos con una frase que nos ha hecho reflexionar.

 

"Agarra cada oportunidad que te da la vida para disfrutar"


Y qué pocas veces hacemos esto.

 

La vida no es fácil, que si el trabajo, madrugar, los niños, la salud, llegar a fin de mes. Tenemos muchas más ocasiones para preocuparnos que para disfrutar, ¿cómo lo vamos a hacer entonces?

 

Además parece que nos gusta estar rodeados de preocupaciones. Por si fuera poco nuestra propia vida, nos enganchamos con las noticias, los telediarios, los periódicos, y todo son malas noticias, que si la crisis, que si las pensiones, que si las guerras, etc, etc. Y después de escuchar todo esto, ¿cómo son mis pensamientos, mis sensaciones, mi nivel de energía? Y, con todo lo que está pasando en el mundo, con todo el sufrimiento que hay, ¿cómo voy a disfrutar? sería muy egoísta, ¿no?

 

Y ¿cuántas veces nos pasa algo "bueno" y no nos atrevemos a disfrutarlo por que nos mosquea, porque tenemos miedo a sufrir después?

En la película la protagonista es una mujer que se agarra a la vida, que vive cada momento de su vida.

 

Elige disfrutar una situación que le hace sentirse bien aunque sabe que es una ficción y que se va a terminar.

 

Elige disfrutar mientras dure y además lo potencia, aunque sabe que cuanto más se prolongue más va a llorar después. Ella elige reir cuando puede hacerlo.

El otro protagonista también busca disfrutar, pero lo hace desde el aburrimiento, a costa de los demás, sin importarle que puedan pasarlo mal.


Y ¿qué es disfrutar? ¿Se nos ha olvidado y nos hemos convertido en meros consumidores?

 

Entonces nuestro disfrute depende de tener dinero o no. Nos lo pasamos bien cuando vamos al cine, o a un espectáculo, o al futbol, cuando nos vamos de viaje o nos compramos otro par de zapatos o un aparato tecnológico.

 

Pensamos que salimos a divertirnos con nuestros amigos o pareja y, a veces, es más importante lo que comemos o bebemos que estar y conectar con las otras personas, ya que la música está demasiado alta y no se puede conversar o estamos "conectados" con el móvil y los mensajes de wasap. Y cuantas veces después de una noche de juerga nos pesa demasiado la resaca del día de después y nos planteamos si realmente lo hemos pasado bien.

¿Qué hay de todo eso que no cuesta dinero y nos hace sentirnos bien?

 

Una buena siesta, un paseo por la naturaleza, un baño, un buen libro, escuchar buena música, una buena conversación....

 

¿Qué te gusta que te hace sentirte vivo?

 

Quizá el disfrute está en encontrar tus dones y talentos, lo que te gusta hacer y te sientes bien con ello. Eso que cuando te enfrascas en ello se para el tiempo y te pasarías horas sin darte cuenta.


La mujer de la película derrocha energía, vitalidad, alegría. Vive cada momento como si fuera el más importante de su vida, quizá porque estuvo a punto de perderla. Le ha llevado a ser consciente de que lo único que le pertenece es el aquí y ahora, el presente. Y es únicamente en el presente cuando se vive y cuando puede elegir su actitud.

 

¿Y nosotros, podemos aprender sin necesidad de un golpe tan fuerte? ¿Podemos vivir cada momento de nuestra vida con la consciencia de que es la nuestra, única y especial y agarrarnos a cada oportunidad que tengamos para disfrutarla?

 

Ojalá sea así, y en nuestros últimos momentos estemos orgullosos de haber aprovechado todas las oportunidades que la vida nos ha brindado y todas las que nosotros hemos buscado y potenciado.

Escribir comentario

Comentarios: 0